fundacion

Un adolescente demuestra que cuidar del medio ambiente no es un tema de adultos, sino de personas comprometidas con las causas.
Ignacio Armas, de solo 17 años, inicia su labor de compromiso con el planeta Tierra en 2010 al fundar un blog que surge tanto de la necesidad de expresar un sentimiento ecológico como por intentar concientizar a la sociedad sobre el daño que ha sufrido el medio ambiente a lo largo de los años.
"La Tierra se calienta, inició buscando medios para publicar noticias e información en pro del pensamiento ecológico". Para que la gente comenzara a conocerme como blogger, pero sobre todo para que empezara a educarse sobre el calentamiento global", explica Armas, quien dedica gran parte de su tiempo al reciclaje y al conservacionismo.
En el blog podemos encontrar noticias y artículos de todo tipo, siempre relacionadas con el medio ambiente. Desde la definición de las 3 R hasta los diferentes movimientos ambientalistas que se dan alrededor del mundo, así como links de diferentes organizaciones que buscan el cuidado de la naturaleza, pero allí no es el único lugar donde se puede conseguir la información que ofrece La Tierra se calienta, pues éste se ha expandido tanto a Twitter como a Facebook en busca de un mayor alcance.
"La recepción ha sido muy buena, la gente que más visita el blog es de América del sur, sobre todo en Venezuela, pero también he tenido varias visitas de España y otros países de Europa", destaca Armas.
El sentimiento ambientalista en Ignacio surge y se refuerza cada vez que logra dar un aporte al planeta, bien sea sembrando un árbol o con tareas pequeñas, pues su gran meta, aunque suene romántico, es salvar el mundo.
"Me gustaría llegar a ser más conocido para que exista la posibilidad de emprender un proyecto a gran escala que tenga los mismos ideales y así lograr un cambio mayor", dice Armas.
La labor de Ignacio no se ha limitado solamente a difundir información; él trabaja conjuntamente con organizaciones como Ecoclick, que se encarga de recolectar materiales de reciclaje, Sembremos un árbol, quienes cada año poblan el cerro El Ávila de nueva vegetación y Topo Tepuy, encargados de difundir, enseñar y guiar a las personas con diferentes talleres y cursos relacionados con el cuidado del planeta.
Sin embargo no todas las organizaciones que dicen ser "verdes" en nuestro país en realidad practican estos ideales, por eso debemos tener ojo avizor. Para Armas, a Venezuela aún le falta recorrer un largo camino en lo que se refiere al conservacionismo ambiental.
"Aquí todavía no se han impuestos proyectos para la división de los materiales de desecho, la trata de aguas y ese tipo de cosas" hay una labor más individual dirigida hacia el ahorro de energía, pero es poca" explica. Pero para él hay esperanza, pues Venezuela esta capacitada para realizar una gran cantidad de proyectos pro-ambiente siempre y cuando se siga con la práctica y con el objetivo de lograr transformar tanto a Caracas como a Venezuela entera en un espacio lejano de la contaminación.


Coordenadas : Ignacio Armas Blog

 entopotepuy
 sentimiedoecologico

Entrevistas Relacionadas

«
»