Los frutos del bosque, o frutos rojos, por su preponderante y apasionado color, producto de sus propiedades, son parte de las maravillas de la naturaleza que podemos tener al alcance de la mano y con las que hacer variedad de postres y comidas o simplemente usarlas para complementar o adornar, por su colorido.
Las fresas, frambuesas, grosellas, moras, arándanos y todas sus variedades por especie, contienen fibras, vitaminas, minerales y oligoelementos, pero la mayor diferencia con otros frutos es que aportan compuestos bioactivos que destacan por su papel antioxidante.
Los puedes comer solos, combinados entre si como “ensalada de frutos rojos”, mezclarlos con otras frutas o convertirlos en postres, mermeladas o jaleas.
En esta oportunidad te vamos a dar simples recetas básicas, más adelante iremos profundizando en recetas y en las maravillosas propiedades  de estos frutos.

Puré de frutos del bosque: Tritura unos cuantos frutos del bosque variados y utiliza el puré resultante sobre una tostada, o como relleno de un sándwich muy dulce.

Este puré puede ser usado con tu yogurt natural, si quieres algo un poco más elaborado puedes hacer estas recetas de www.hogarutil.com

Mermeladas de frutos del bosque: Por cada kilo de frutos, usa medio kilo de azúcar (puede ser sustituido por fructosa o  melaza) y el jugo de medio limón.

Une los ingredientes en una cazuela, y déjalos macerar por 2 horas. Los colocas a fuego lento por unos 40 minutos removiendo ocasionalmente, hasta que tome la textura de mermelada. Colócala en tarros esterilizados y cerrados herméticamente, mantenerlos así por lo menos 24 horas antes de consumir.  Su tiempo de conservación es de 30 días, recomendamos cucharas de madera para el vaciado y evitar introducir elementos usados previamente en otros alimentos al momento de untar.

Postres y cocteles:

½ kg de helado de limón, Variedad de frutos rojos, Unas hojas de menta para adornar.                                                                                                                                                                                                                                             Poner el sorbete de limón en la jarra de la batidora. Añadir los frutos rojos que hayas elegido: grosellas, moras, frambuesas, fresas... Batir bien. Servir el sorbete en copas y decorar con unas hojas de menta.

Para los mayores de edad que lo prefieran, se puede añadir un pequeño chorro de tequila o ron, y convertir este postre en un exquisito coctel.

Esperamos que te gusten, y te diviertan, recuerda que podemos publicar tus recetas si nos escribes a info@omiplanet.com

frutosfg
yogurtmermelada
frutas
mermeladas
berrycoctail

Artículos Relacionados

«
»